Finalizaron las jornadas por los 25 años de la CSE

El jueves 29 de noviembre se llevó a cabo en la Facultad de Información y Comunicación (FIC) la tercera y última jornada del ciclo «La Universidad entre dos siglos», en conmemoración de los 25 años de la Comisión Sectorial de Enseñanza (CSE) de la Universidad de la República. Esta instancia contó con una mesa de apertura; la proyección del documental Clemente, los aprendizajes de un maestro; y una mesa de debate sobre «La Universidad entre dos siglos: encuentros y desencuentros entre enseñanza e investigación», conformada por el rector de la Udelar, Rodrigo Arim, Susana Mallo y Pablo Monzón.

La mesa de apertura estuvo integrada por el prorrector de Enseñanza, Fernando Peláez, y los ex prorrectores Pablo Pebé (2003- 2007) y Luis Calegari. (2007- 2015).

Pebé dio la bienvenida al público a «este encuentro entre amigos» unidos por una trayectoria universitaria e indicó que para muchos de ellos la Udelar «no ha sido una segunda casa, sino la primera». Recordó su primer día de trabajo como prorrector en el edificio donde solía situarse la Comisión, ubicado en la esquina de la Avenida 18 de Julio y Arenal Grande. Allí su despacho «daba ganas de llorar» por lo precario y desordenado que era, pero disfrutó la compañía del «grupo de gente entusiasta» que conformaba la Unidad Académica en ese entonces, al igual que sus secretarias.

Explicó que «eran tiempos difíciles», pues en 2003 la Universidad se encontraba en una severa crisis financiera, pero tiene el mejor recuerdo de esos años: «ver cómo desde el cogobierno, los servicios y las áreas, y los grupos que trabajaban alrededor de la CSE constituyeron el mayor valor con el que uno puede contar en una organización». Esto permitió que la Comisión tuviera muchos proyectos listos para cuando contara con recursos económicos disponibles, y así empezó a crecer rápidamente. «Los compañeros dejaron una marca importante y los programas que crearon resultaron años después ser muy buenos para la Universidad», afirmó.

Asimismo, destacó su amistad con Luis Calegari, quien lo sucedió en el cargo, y comentó que previo a sus trayectos por la CSE ya trabajaban «codo a codo» en el Área Salud, «levantando proyectos y generando propuestas a nivel central, entonces fue una transición muy natural».

Calegari también hizo hincapié en el trabajo de todos sus compañeros y funcionarios de la Comisión y opinó que «cumplieron con su deber con creces». Según el ex prorrector, la CSE tiene una razón de ser «muy poderosa» basada en la diversidad de las disciplinas e instituciones que conforman la Universidad, que implica ser «un lugar de encuentro, discusión y definición de cuestiones importantes, pero nunca desprendido de los servicios». Estos últimos conservan su autonomía y potestad de definir sus planes de estudio, por ejemplo, pero la Comisión tiene el «gran papel» de ayudarlos en eso. Dentro de este vínculo con los servicios, recordó el reparto de computadoras cuando la educación entraba en la era digital, que fue derivando en otras acciones como la creación del Programa de Entornos Virtuales de Aprendizaje (ProEVA).

En estos 25 años, a pesar que algunos fueron «años de carencias», la Comisión tuvo muchos hitos además del ProEVA. Calegari destacó la creación del Programa de Respaldo al Aprendizaje (Progresa), la revista InterCambios, y la Maestría en Enseñanza Universitaria. Sostuvo que «la vida de la CSE ha sido una continuidad de distintos logros» y auguró que proseguirá siendo así por 25 años más.

Por su parte, Peláez agradeció a la decana de la FIC, Gladys Ceretta, quien no pudo asistir a la jornada pero «siempre abre las puertas de su Facultad para apoyar todo tipo de actividades y eventos de distintos sectores de la Universidad». También mencionó las instancias previas del ciclo, que incluyeron la inauguración de la muestra fotográfica «La Universidad entre dos siglos: 25 años de la Comisión Sectorial de Enseñanza», que continuará en la Plaza Cagancha hasta el 10 de diciembre; y las jornadas de discusión: «Enseñar en Udelar: una puesta a punto. Innovaciones Educativas y Manuales Didácticos». Para este ciclo, la Comisión decidió impulsar el lema «qué mejor manera de festejar los 25 años que evaluando nuestros programas y proyectos». Además recordó otros festejos de la CSE, como las jornadas por el aniversario de los 10 años de ProEVA y de Progresa.

El prorrector explicó que la Comisión tiene cuatro grandes ejes de trabajo: el mejoramiento de la calidad de los procesos de enseñanza y aprendizaje; la renovación e innovación de la enseñanza; la diversificación y flexibilización curricular; y el asesoramiento permanente a todos los servicios universitarios, particularmente en lo que refiere a la creación y reformulación de planes de estudio y carreras nuevas. Asimismo, hizo hincapié en el «excelente clima de trabajo» y «la calidad y calidez humana» que caracteriza a la CSE, al igual que el compromiso de todos los docentes y funcionarios para mejorar permanentemente el desempeño y desarrollo de la Udelar.

Para Peláez el objetivo de la Comisión actualmente es «avanzar en la democratización de la educación superior, y por ende en todos los niveles, y defender permanentemente el postulado de la educación como un bien social y público, como un derecho humano».

Fuente: Portal de la Udelar
2018-12-01T00:48:51+00:00Publicado el 1 de diciembre de 2018|